Clima United States of America, San Francisco United States of America, San Francisco +11°C

Notas

Argentina campeón de la Davis: Una conquista con sabor a hazaña

Argentina campeón de la Davis: Una conquista con sabor a hazaña
noviembre 28
10:48 2016

Por Sebastián Tafuro. 27 de Noviembre de 2016. En los próximos años, décadas y seguramente hasta un siempre inconmensurable, esa fecha quedará grabada en los anales del deporte argentino. Por primera vez en la historia, tras 4 finales perdidas, tras haber atravesado todo un año con series de visitante y sin ningún Top Ten en el equipo, tras estar perdiendo 2-1 luego de la caída en el dobles y tras encontrarse en cuarto punto dos sets abajo contra el 6 del mundo, Argentina se quedó con la deseada Ensaladera de Plata y es campeón de la Copa Davis.

Daniel Orsanic desde su rol de entrenador, Juan Martín Del Potro, Federico Delbonis, Guido Pella y Leonardo Mayer a la hora de salir a la cancha son los héroes absolutos de una conquista que tuvo grandes perseguidores que, por esos guiños intrincados que tiene el mundo del deporte, nunca la pudieron alcanzar. Entre ellos, Guillermo Vilas, José Luis Clerc y David Nalbandian, como los nombres ilustres más destacados que hoy merecen aunque sea una pequeña porción de ese trofeo.

Zagreb se tiñó de blanco y celeste a lo largo del fin de semana. Más de 4 mil compatriotas alentaron sin parar a un equipo que estaba ante una oportunidad única pero que era consciente del favoritismo rival. Diego Armando Maradona, fanático del tenis, decidió que ese era el lugar donde tenía que estar para poner su argentinidad al servicio de una posible hazaña sin precedentes. En el mejor jugador de todos los tiempos se simbolizan muchas cosas pero sobre todo una: su innegable sentimiento por los colores, su apoyo incondicional para quienes se prestan a representar una insignia que él llevó mejor que nadie en el deporte que más amamos. Pero era el turno del tenis y la expectativa por sentarse en la mesa de logros inolvidables que otras disciplinas (básquet y hockey, como dos ejemplos bien cercanos) ya cosecharon.

El viernes se dio todo como se preveía, al menos en el desenlace de cada partido. Cilic, de gran temporada y enorme cierre de la misma, derrotó a Delbonis y Del Potro se deshizo del gigante Karlovic. Los “1” de cada equipo respondieron a los pronósticos previos y dejaron la serie igualada. Sin embargo hubo algunas señales interesantes en Delbonis quien logró remontar una desventaja de dos sets para forzar un quinto que, finalmente, terminaría quedando en manos del admirador de Juan Román Riquelme. Lo del tandilense, en tanto, fue una victoria más esforzada de lo que parecía cuando quebró en el inicio, ya que metió un tropezón inesperado en el tie-break del segundo set (Argentina perdería los cuatro que habría en la serie y completó un 8 de 10 en todas las finales que disputó) que obligó a ir por dos sets más. Pero dejó en claro que era la carta del triunfo para nuestro país.

El sábado fue el turno del dobles. En los papeles, el duelo más difícil y perdible de la final. Orsanic decidió incluir a Del Potro en dupla con Leonardo Mayer al igual que en Glasgow en la semi con Gran Bretaña y Argentina volvió a obtener el mismo resultado: una caída. La dupla Cilic-Dodig, muy consolidada a lo largo del año y con el hito de la extraordinaria victoria ante los hermanos Bryan de Estados Unidos en la instancia de cuartos de final, se quedó con una victoria en 3 sets y se puso match point. No fue una decisión desacertada del entrenador ya que no era momento de especulaciones sino de poner toda la carne al asador, aunque eso pudiera tener algún costo en el físico de Delpo. En la semifinal se cuestionó mucho esa inclusión en el dobles, más considerando que La Torre de Tandil no jugó el tercer día. Pero pasaron algunos meses desde entonces y el argentino sigue con su evolución tanto física como deportiva.

Con el 1-2 abajo, Argentina no tenía otra opción: para traer la Ensaladera de Plata había que ganar los dos partidos. Marin Cilic, en tanto, tenía otros planes: que la gane Croacia. Y fue el que mejor ejecutó el plan en los primeros momentos del partido. Manejó los ritmos del encuentro con un Del Potro que no le encontraba la vuelta y que, aunque estaba cerca en el marcador, no podía asumir el dominio ni tomar la iniciativa. 7-6 y 6-2 aventajó el 6 del mundo y Argentina veía las ilusiones a punto de derrumbarse, mientras los críticos insólitos de Del Potro se “relamían” para volcar su acidez en redes sociales.

Nada cambió sustancialmente en el tercero más allá de esa “gran Willy” en el inicio y que el solo hecho de mantenerse con vida daba alguna esperanza de poder dar un zarpazo que torciera la taba. Y el zarpazo lo dio con Cilic sacando 5-6 y 0-40 para en un tercer set point descontar y hacer que todavía se pudiera soñar. Como el viernes con Delbonis, Cilic vio tambalear lo que había construido y tras dos horas donde todo fluía, la historia ya era otra. Del Potro lo empardó y fue a un quinto set determinante. A minutos de llegar a las 5 horas de juego, consumó una nueva hazaña en un año donde ya no cabían los capítulos brillantes para su carrera. Bueno, todavía faltaba uno aunque ya no dependiera estrictamente de él.

Federico Delbonis fue el hombre elegido por Orsanic en la disputa que se había instalado con Leonardo Mayer a la hora de la definición del quinto punto. El oriundo de Azul tenía toda la presión. Después de lo que había hecho Delpo hacía instantes, ¿en qué lugar podría quedar parado si perdía? Evidentemente “Delbo” se abstrajo de esa posible lectura y salió a jugar con una determinación asombrosa que descolocó a un Karlovic que ha vivido del saque toda su carrera y se encontró con un tipo que parecía devolverle hasta lo imposible (hizo 14 aces contra los 35 que le metió a Del Potro el viernes). Lo que se suponía una disputa pareja, propia de la instancia que estaban disputando, Delbonis lo convirtió en una paliza tenística, concretando posiblemente la mejor actuación de su vida hasta el momento, a pesar de sus ya varios triunfos ante Top 10. Fue un letal 6-3, 6-4 y 6-2 que significó nada más ni nada menos que el logro máximo de la historia del tenis argentino: campeones de la Copa Davis.

Polonia en Marzo con los dos triunfos de Leo Mayer y el de Pella; Italia en Julio con doblete de Delbonis y el retorno de Del Potro con éxito en el dobles junto a Mayer; Gran Bretaña en septiembre con un Delpo que ya estaba en su fase ascendente y se deglutió a Murray (que cerraría el 2016 como el número 1 del mundo), un punto de Pella y la foto para el Yacaré. Los tres éxitos precedentes, que también incluyeron en el plantel a Renzo Olivo, a “Pico” Mónaco y a Carlos Berlocq, abrieron la puerta a esta nueva final. Lo que cuesta siempre se disfruta más. La quinta fue la vencida. Es tiempo de celebrar y pensar, por qué no, en que este éxito pueda repetirse más seguido. Hay con qué.

@tafurel

Notas relacionadas

0 comentarios

No hay comentarios aún

No hay comentarios por el momento, querés agregar uno?

Escribe un comentario

Escribe un comentario

Tu mail no será publicado. Los campos obligatorios están marcados *

Cine y TV

  • oscarsOscars 2017: un mundo de sensaciones

    Los Oscars 2017 se entregarán el domingo en el Dolby Theatre de Los Angeles. Este año el tanque pochoclero Lalaland parece imbatible. Detrás llegan algunas historias que redirigen la mirada hacia valores sociales como tolerancia, respeto e igualdad. La ceremonia también promete fuertes discursos políticos luego de la asunción de Donald Trump.

  • DolanSolo el fin del mundo: sobredosis de Dolan explícito

    “Solo el fin del mundo”, la última obra de Xavier Dolan, es una película respetable desde lo conceptual, pero que falla en la forma (que es lo importante en el cine). Ahoga sin parar durante 97 minutos.

  • The man in the high castleThe man in the high castle: si los Nazis hubieran ganado la Guerra

    "The man in the high castle" es la última prueba de que aún hay un mundo más allá de Netflix. Producida y distribuida por Amazon -aunque se la puede ver por otros medios- la serie nos sitúa en 1962, en un Estados Unidos de posguerra donde vencieron las potencias del Eje distribuyéndose el territorio entre japoneses y nazis.

  • camino-casaUn camino a casa con parada en el Oscar

    "Un camino a casa" es una película que presenta dos partes notoriamente diferentes, tanto que parecen dos films distintos, aun cuando sus realizadores no se lo hayan propuesto así. Se propone contar una historia real, tan real como puede contarla el cine que mira a Hollywood y no pierde de vista la fecha de entrega de los “Oscares”.

  • Please-like-mePlease like me, retrato de la vida misma

    Hace algunas semanas Netflix puso a disposición la cuarta temporada de Please Like Me. La cuarta temporada ha sido muy esperada por los seguidores de la serie que han sido conquistados por la simpatía de Josh y gran elenco que compone la comedia dramática australiana.

  • hacktivismHacktivismo: los pibes de la web

    Dos documentales en Netflix atraviesan la vida de distintos personajes que explotan el espíritu romántico de Internet. Un espacio libre de intercambio de información sin barreras. Tanto "We Are Legion" como "The Internet´s Own Boy" despliegan historias de mentes brillantes que sufrieron la persecución de corporaciones y gobiernos.