Notas

¿Qué está pasando en la Universidad de La Matanza?

¿Qué está pasando en la Universidad de La Matanza?
febrero 12
20:33 2017

Por Juan Manuel Erazo. El pasado 30 de diciembre, alrededor de 15 docentes recibieron correos electrónicos informando que la Universidad Nacional de La Matanza (UNLaM) prescindía de sus servicios. Pasados los días, la lista de despedidos comenzó a incrementarse llegando a más de 20. Todos los cesanteados forman parte del Sindicato de Investigadores y Docentes de la UNLaM (SIDUNLaM), la mayoría de ellos son miembros de la Comisión Directiva.

En la UNLaM es común que los docentes sufran la precarización laboral. Sus contratos se renuevan cada cuatro meses automáticamente, pero las autoridades de la Universidad pueden dejar de hacerlo unilateralmente. Esto le sirve al Rectorado para expulsar sin mayores consecuencias a las voces disidentes.

La medida tomada por las autoridades no solo pretende evitar cualquier avance de organización gremial dentro de la Universidad. Casualmente, todos los despedidos pertenecen a la carrera de Medicina, con un modelo de enseñanza innovador y con una perspectiva distinta sobre los alcances de la salud, visto no solo desde las cuatro paredes de un consultorio, sino en relación constante con la comunidad. Esta mirada nunca fue del agrado de las autoridades de la UNLAM.

No es la primera vez que algo así sucede. La Universidad matancera cuenta con una larga lista de despidos injustificados y persecución política a docentes y estudiantes. Su rector, Daniel Martínez, maneja la Universidad desde su fundación a fines de los ’90. Relacionado con sectores conservadores de la política, supo codearse con todos los gobiernos de turno sin que estos se metieran demasiado en los asuntos internos de la Universidad.

La Liga Federal Universitaria (LFU), eterna conducción del Centro de Estudiantes, garantiza a Martínez un estudiantado sin participación política. La elección a Centro y Claustros es altamente antidemocrática. Se piden elevados requisitos como miles de avales (que la LFU nunca presenta) y las autoridades no garantizan que haya transparencia durante las votaciones y el escrutinio (por ejemplo, no permiten que otras listas controlen los votos). En consecuencia, todo esto ayuda a inflar o dibujar los resultados del proceso en el cual muy pocos estudiantes participan.

La primera reacción de los docentes fue llamar a una amplia asamblea con agrupaciones estudiantiles y diferentes entidades gremiales que fortalecieron la visibilidad del conflicto interno y expresaron su solidaridad. Inmediatamente las autoridades de la Universidad comenzaron a utilizar todas sus herramientas mediáticas para invisibilizar la situación con argumentos difamatorios que iban desde “infiltrados políticos” hasta “docentes que ya no querían trabajar”.

El 30 de enero el sindicato llamó a una nueva asamblea, contando con el apoyo de estudiantes, distintos gremios y organizaciones sociales. La sede de CTA de los Trabajadores en La Matanza se llenó al punto de quedar gente afuera. La resolución fue intimar a las autoridades a incorporar a los docentes despedidos, caso contrario se daría comienzo a un paro indeterminado. Esta medida estuvo acompañada por una clase pública que se realizó el jueves 9 de febrero.

Las autoridades efectivamente respondieron. Lejos de reincorporar a los docentes, se encargaron de continuar la campaña difamatoria. Pero tiraron de la cuerda un poco más: miembros del personal de seguridad increparon a un grupo de estudiantes que invitaba a la actividad y arrancaron sus carteles, la Liga Federal Universitaria pegó afiches y colgó pasacalles acusando a los docentes de “quedarse con la plata de los estudiantes” y varios profesores y estudiantes recibieron insultos por redes sociales o fueron filmados por desconocidos mientras realizaban sus actividades dentro de la UNLaM.

No obstante, la clase pública se realizó en la puerta de la Universidad y fue masiva. Bajo la consigna “El silencio NO es salud”, contó con la presencia de reconocidos profesionales del ámbito como Graciela Uriburu, Ricardo Gené y Daniel Gollán (ministro de Salud de la Nación durante el último gobierno de Cristina Fernández), a cargo de la coordinación del profesor Giglio Prado. Se sumaron los saludos de referentes de agrupaciones estudiantiles (como Estudiantes Autoconvocados), organizaciones políticas y sindicales. Contó también con la presencia de Adrián Lutvak, presidente de la Federación Universitaria de Buenos Aires y Paulino Guarido, secretario general de la CTA de los Trabajadores en La Matanza.

La medida de fuerza continúa. Sin duda las provocaciones de las autoridades de la Universidad no van a cesar. Pero la unidad de docentes y estudiantes, poco habitual en la UNLaM, ha dado un paso contundente en la larga lucha por la reincorporación de los educadores despedidos, que sin duda implica una batalla por educación pública y de calidad, por una Universidad que cada día sea más democrática y cercana al pueblo matancero.

@JuanchiVasco

Notas relacionadas

4 Comentarios

  1. Miguel Ángel González Vega
    Miguel Ángel González Vega febrero 13, 23:17

    La UNLAM es una de las más prestigiosas de la Argentina, con lujosas y modernas instalaciones. Soy egresado de está casa de altos estudios, y siempre recibí la mejor atención y formación. No es un lugar para hacer política, ni menos ensuciarla, pegando carteles en cualquier lado, como quisieron hacerlo estos pseudo pichones de izquierda, que lo único que saben hacer es protestar por protestar. Los docentes que fueron despedidos sabían el tipo de contratación, y si no les convenía no hubieran aceptado desde un principio. Si un contrato se vence y a las autoridades no les gusta su trabajo, son libres de no renovar. No disfracen este hecho, que lo único que quieren es meter la política en la UNLAM. Alquilen un local y pónganse una unidad básica!

    Reply to this comment
    • Esteban
      Esteban febrero 14, 19:04

      No se disfraza nada al parecer, esta situación es irregular, y la universidad sí que es un lugar para hacer política. La verdad que no parece que seas un egresado de una universidad pública, sino un egresado de la UCA o un payaso pago para opinar en un post que intenta mostrar una realidad que en ningún otro medio de va a mostrar.

      Reply to this comment
    • Esteban
      Esteban febrero 14, 19:36

      Un graduado de la universidad pública no opina así. Hay que defender el derecho a la educación pública de calidad, y evidentemente se está dando una situación irregular, no me parece que sea así como decis. Tu manera de pensar es más de un egresado de la UCA, o de un pobre tipo que le pagaron para que opine sobre algo que no le concierne en un medio que muestra una realidad que no se ve por otros medios. O alguien que lamentablemente tiene ideas que atentan contra sus propios intereses. Ojalá reflexiones.

      Reply to this comment
  2. Marito
    Marito marzo 21, 17:53

    ¿Querès participar en el foro bardo? Muestra todas tus habilidades en el transcurso de la vida humana.

    Reply to this comment

Escribe un comentario

Tu mail no será publicado. Los campos obligatorios están marcados *

Nacionales

  • ateOcupan el ENACOM por despidos en la sede Esteban Echeverría

    Se mantiene ocupada pacíficamente la sede central del Ente Nacional de Comunicaciones en reclamo por la reincorporación de 4 despidos sin causa en la sede de Esteban Echeverría realizados a principios de marzo.

  • muestraDestrucción de una muestra por el Día de la Memoria en Paso de los Libres

    Una muestra con más de 100 obras realizadas por alumnos primarios y secundarios de la ciudad y exhibida en el Palacio Municipal fue destruida y arrojada a la basura porque "molestó" a militares que concurrieron a un desayuno con el intendente Raúl Tarabini. Repudio de la Comisión por la Memoria local.

  • judicialesMacri en problemas con la Justicia: No al traspaso

    Los trabajadores y trabajadoras judiciales de la Nación comenzaron este martes un paro por 36 horas en reclamo contra el traspaso de la Justicia Nacional Ordinaria a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires dispuesto por el gobierno. Este miércoles Tribunales estará paralizado.

  • Educación PúblicaNo nos caímos en la escuela pública

    Por Ariel Tokman. Nadie nos tiró a la escuela pública, llegamos por decisión propia. En nuestras familias y comunidades la elegimos por ser el lugar de lo común y de encuentro con otros. No caímos ni aterrizamos en la escuela pública, formamos parte de ella y con nuestro aporte la hacemos y la re-inventamos todos los días.

  • depositosCABA: la construcción del "Paseo del Bajo" pone en riesgo 800 puestos de trabajo

    El “Paseo del Bajo” -definido por el gobierno porteño como “una de las obras viales más importantes” de la Ciudad- conectará la autopista Buenos Aires – La Plata con la Presidente Illia. Trabajadores portuarios denuncian que su construcción puede dejar sin empleo a alrededor de 800 personas por el desalojo de dos depósitos.

  • La LitoraleñaLa Cámara Comercial falló a favor de la fábrica recuperada La Litoraleña

    Vaciada y quebrada por sus dueños a fines de 2015, la fábrica que produce tapas para empanadas y tartas La Litoraleña fue recuperada por sus trabajadores y puesta nuevamente a producir. A pedido de la antigua patronal una jueza de primera instancia había fallado contra los trabajadores, sin embargo ahora la Cámara revirtió la decisión.